Mapa del Sitio
CONSULTORIO MÉDICO NUTRICIONAL

















HABLEMOS DE OSTEOPOROSIS


Por María Engel

Osteoporosis significa: hueso (osteo) poroso (porosis) o lleno de orificios. Es frecuente que lo interpretemos como la consecuencia de “falta de calcio”, sin embargo, osteoporosis significa “falta de hueso”. La osteoporosis es una declinación de la densidad ósea, padecida principalmente por mujeres postmenopáusicas. La masa ósea óptima se alcanza en hombres y mujeres poco después de los 30 años, a partir de los cuales comienza un período de pérdida neta de hueso, que se acelera al llegar a la menopausia.

Muchas veces la fractura de algún hueso es el primer indicio de que alguna persona padece osteoporosis.

De acuerdo con la Fundación Internacional para la Osteoporosis, OIF, después de los 50 años, una de cada tres mujeres y uno de cada cinco hombres sufrirán una fractura en algún momento de sus vidas. En el caso de las mujeres, el riesgo de una fractura de cadera es mayor que el riesgo de padecer cáncer de mama, de ovario y útero en conjunto.

Se estima que tan solo en México se fracturan la cadera 100 personas al día.

La Fundación Internacional para la Osteoporosis indicó que esta situación afecta al 16% de la población mundial mayor de 35 años, y aproximadamente a 14 millones de menores de 25 años de edad.

Durante la adolescencia, las mujeres con problemas de anorexia, bulimia o exceso de ejercicio aeróbico, no alcanzan su densidad ósea óptima, y al llegar a la menopausia, la osteoporosis “se dispara” en ellas.

Muchas veces la fractura de vértebras o cadera es el primer síntoma de este padecimiento, provocando sufrimiento y discapacidad. Con el envejecimiento tan rápido de un mayor porcentaje de la población, los costos para el cuidado y tratamiento de la osteoporosis se han incrementado.

¿Cómo se forman nuestros huesos?
El hueso es un tejido activo del cuerpo que se destruye y reconstruye constantemente en un proceso llamado “remodelación”, y como cualquier otro tejido viviente necesita nutrición adecuada para mantenerse fuerte y saludable a cualquier edad.

Nuestros huesos se renuevan constantemente mediante un proceso en el que el hueso viejo se elimina y se reemplaza por uno nuevo. Las células que reconstruyen el hueso, llamadas osteoblastos, llenan las cavidades con hueso nuevo hasta que la cantidad que se perdió se recupera por completo. Esta es la manera en que la naturaleza restaura los huesos y los mantiene fuertes.

Además, otras células llamadas osteoclastos, ayudan a darle forma o remodelar al hueso digiriendo partes no necesarias, y disolviendo el hueso cuando otros tejidos requieren de sus minerales.

¿Por qué requieres de una nutrición adecuada para tener huesos fuertes?

Para reconstruir los huesos no solo necesitas calcio, sino una mezcla de múltiples minerales y otros ingredientes como la Hidroxiapatita Microcristalina.

La vitamina D3 es también importante en la reconstrucción de los huesos. Un estudio publicado en febrero de 2006, en la revista médica New England Journal of Medicine, demostró que las mujeres que toman vitamina D3 tienen 29% menor riesgo de sufrir alguna fractura de cadera. La vitamina D3, es “la llave que abre la puerta” a los minerales para atravesar la pared intestinal y entrar al torrente sanguíneo. También trabaja en los riñones previniendo la pérdida excesiva de minerales a través de la orina.

¿Eres candidata para esta “enfermedad silenciosa”?

La habilidad del hígado para producir y metabolizar los estrógenos y la progesterona, es esencial para el crecimiento y el mantenimiento de huesos fuertes a cualquier edad. Los estrógenos controlan la acción de los osteoclastos evitando que pierdas hueso. La progesterona estimula la acción de los osteoblastos, permitiendo la reconstrucción del hueso. Las hormonas DHEA y MELATONINA son importantes en la salud ósea.

Desgraciadamente el estilo de vida actual, donde el sedentarismo, la mala nutrición con ausencia de vegetales crudos (fuente de los 11 minerales que constituyen el hueso) y la falta de ejercicio con pesas, aumentan las posibilidades de adquirir este mal. Sin embargo, existen maneras de detectarlo y tratarlo a tiempo.

Si no se toma ninguna acción preventiva, para el año 2020 la mitad de la población mayor de 50 años estará expuesta a sufrir fracturas debido a la osteoporosis.

Los datos obtenidos en la población mexicana son especialmente alarmantes: después de los 11 años de edad, no se consume ni siquiera el 75% de calcio, fósforo y magnesio que requiere el organismo.

Es muy importante medir tu estatura cada 3 meses después de los 40 años, especialmente si te han practicado una histerectomía (extirpación de matriz) y/o una ooforectomía (extirpación de los ovarios), ya que puedes llegar a perder de 12.5 a 17.5cm de estatura a causa de la osteoporosis.

A la etapa inicial de la osteoporosis se le llama osteopenia; así que “técnicamente” tienes osteopenia cuando tu densidad ósea cae abajo del 5% del valor mínimo que tiene una mujer joven.

Cuando tus huesos se han descalcificado 20% en relación a tus huesos de joven, estás en un margen de riesgo de fractura y cualquier caída puede poner en riesgo tu vida.

Tu riesgo de morir a los 6 meses después de una fractura de cadera puede ser del 20 al 25%. En los hombres este riesgo es del doble. Ellos tienen un promedio de caída 6 veces menor que las mujeres, pero el 40% de los que se caen sufren fractura de cadera, y la posibilidad de morir podría ocurrir en menos de un año.


· Es importante que consultes a un profesional de la salud especializado de Centro Engel® de acuerdo a tu condición clínica.


"Consulta a tu médico antes de cualquier terapia o tratamiento"



BIBLIOGRAFÍA.

- International Osteoporosis Fundation. Osteoporosis and Musculoskeletal Disorders
   www.iofbonehealth.org (último acceso 8 de diciembre de 2015).

- Zanchetta J. Estudio Latin American Audit: Epidemiología, costos e impacto de la osteoporosis en 2012. International Osteoporosis Foundation. 2012.
   http://ammom.mx/files/2012-Latin_America_Audit-ES_0_0.pdf (último acceso 09 julio 2015).

- Institutos Nacionales de la Salud. Haga Ejercicios Para Tener Huesos Sanos. Centro Nacional de Información sobre la Osteoporosis y las Enfermedades Óseas.
   2012. http://www.niams.nih.gov/health_info/bone/espanol/Salud_hueso/Haga_ejercicio_para_tener_huesos_sanos.pdf (último acceso 09 julio 2015).

- Miralles GJM, Alberto de (eds.), Hidalgo L. Enfermedades del sistema endocrino y de la nutrición. Volumen 72 de Manuales Universitarios. Madrid: Universidad de
   Salamanca. 2001.

- Secretaria de Salud. Subsecretaria de prevención y promoción de la salud. Día mundial de la osteoporosis.
   http://www.spps.gob.mx/avisos/2020-osteoporosis2014.html (último acceso 10 julio 2015).

- Julión Sánchez. Alertan ante crecimiento de osteoporosis en México. El Universal. 09 de octubre de 2003.
   http://archivo.eluniversal.com.mx/notas/176120.html (último acceso 10 julio 2015).

- Emmelhainz SM. Anorexia nerviosa en atletas. Revista de la Facultad de Salud Pública y Nutrición. Universidad Autónoma de Nuevo León.
   http://www.respyn.uanl.mx/especiales/2005/ee-10-2005/documentos/03.htm (último acceso 10 julio 2015).

- Moore LK, Agur AM. Fundamentos de anatomía: con orientación clínica. Ed. Médica Panamericana. 2003.

- López CJA. Osteoporosis y ejercicio. Ediciones Díaz de Santos. 2013.

- Guerrero MV. Hasta los huesos. Revista de divulgación de la ciencia de la UNAM ¿Cómo ves?. 10-14.
   http://www.comoves.unam.mx/assets/revista/120/hasta-los-huesos.pdf (último acceso 11 julio 2015).

- Riancho JA, Gutiérrez GE. Factores Reguladores de la Resorción Ósea. Rev Metab Oseo Min 2003; 1(2):51-66.
    http://ammom.com.mx/AMMOM/RevistaAMMOM/No22003/04%20Factores%20de%20la%20Reso.pdf (último acceso 11 julio 2015).

- Gutiérrez GJ. El proceso de remodelación ósea. Ortho-tips. 2008;4(3):170-176.
   http://www.medigraphic.com/pdfs/orthotips/ot-2008/ot083d.pdf (último acceso 12 julio 2015).

- Thomas SDC, Need AG, Tucker G, Slobodian P, O’Loughlin PD, Nordin BEC. Supresión de hormona paratiroidea y resorción ósea por carbonato de calcio y citrato
   de calcio en mujeres postmenopaúsicas. Calcif Tissue Int 2008;83:81–84.
   http://www.gador.com.ar/wp-content/uploads/2015/04/citrato_de_calcio_0610.pdf (último acceso 12 julio 2015).

- Valencia GFE, Román MMO, Cardona SDP. El calcio en el desarrollo de alimentos funcionales. Revista Lasallista de investigación. 8(1):104-116.
   http://www.scielo.org.co/pdf/rlsi/v8n1/v8n1a12 (último acceso 12 julio 2015).

- Comité de Medicamentos de la Asociación Española de Pediatría. Ficha técnica: Carbonato de calcio. Pediamécum. 2012.
   http://www.pediamecum.es (último acceso 12 julio 2015).

- Loza E. Tratamiento de la osteoporosis postmenopáusica. Anales Sis San Navarra 2003;26(3).
   http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1137-66272003000600008&lng=es (último acceso 12 julio 2015).

- Whyte MP. The Long and the Short of Bone Therapy. N Engl J Med 2006;354:860-863.

- Martín PML. Trastornos de la Conducta Alimentaria. Instituto de Ciencias de la Conducta. 2014;2215-2226.
   http://www.tcasevilla.com/archivos/osteoporosis_y_tca.pdf (último acceso 12 julio 2015).

- Instituto Nacional de la Salud Mental. Depresión y la osteoporosis. Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos. SP 12-7743.
   http://infocenter.nimh.nih.gov/pubstatic/SP%2012-7743/SP%2012-7743.pdf (último acceso 12 julio 2015).



REGRESAR A TEMAS DE INTERÉS



     INICIO
¿Quiénes Somos? · Centro Engel · Misión y Visión · María Engel · Equipo de Salud
Consultas · Servicios · Hemaview · BIA · Ubicaciones
Temas de Interés · Alimentación de Acuerdo
   con tu Grupo Sanguíneo
· Sexo, Suspiros y Menopausia · Hablemos de Osteoporosis
Eventos
Contacto


PERMISO COFEPRIS 153300201A3200
RESPONSABLE MÉDICO
CÉDULA:7557219
UNIVERSIDAD IBEROAMERICANA

Tel: (55) 5280 · 0291, Aviso de Privacidad, Contacto